Tue. Oct 27th, 2020

Hemos estado debatiendo el Purgatorio durante las últimas dos ediciones. Discutimos la idea en general y vimos 1 Cor 3. En este debate me gustaría mirar otro par de citas bíblicas que nos ayudan a demostrar que el Purgatorio es consistente con la Sagrada Escritura.

En primer lugar, echemos un vistazo a lo que Jesús dice en Lucas 12:57-59. En una sección donde Jesús está dando consejos sobre cómo ser discípulo, Él dice a sus discípulos lleguen a un acuerdo con su oponente antes de que sean llevados ante el juez, porque el juez puede entregarlos al carcelero, el cual los echaría a la prisión. Permanecerán en esa prisión hasta que hayan devuelto el último centavo. Si el juez es Dios y esto es consejo para nosotros en el día del juicio (que ciertamente parece ser) esto está describiendo al Purgatorio. Es una prisión a la cual vamos temporalmente hasta que hallamos pagado el último centavo.

En el Apocalipsis 21:27, Juan observa que nada impuro puede entrar en la nueva Jerusalén, cielo. Bueno, yo soy un discípulo de Jesús. Lo amo, y yo soy imperfecto. Tengo la inmundicia sobre mí. Este pasaje parece exigir un lugar/tiempo o algo donde puedo ser perfeccionado y completamente limpio, libre de toda mancha.

En 2 Samuel 12:13-14 Natán le dice al rey David que el pecado del rey ha sido perdonado por Dios. Sin embargo, se le dice también a David que por su pecado habrá un castigo. Así vemos que hay perdón y todavía hay que pagar de alguna manera lo que hemos hecho, restitución si se quiere. ¿Qué sucede si he sido perdonado de mi pecado, pero aún no he hecho restitución antes de morir? La Iglesia Católica enseña que hay un tiempo/lugar para poder hacer una enmienda.

De hecho, la Iglesia siempre ha enseñado esto. Santa Mónica murió en el año 387 AD. Cuando ella estaba muriendo le pidió a su hijo, San Agustín, orar por ella en el altar cuando él celebrara la misa. ¿por qué? Porque creía, como lo hacían todos los cristianos de entonces, que podemos orar por aquellos que han pasado de esta vida a la siguiente. Oramos por ellos mientras continúan y completan su perfección.

-Pat Arensberg es el Director de la Oficina para la Evangelización y Vida Familiar. Su correo electrónico es parensberg@mobarch.org. Para obtener más información sobre los eventos de esta oficina, visítenos en mobilefaithformation.org

By Editor

Leave a Reply